02 de octubre, 2014 · Personal · comentarios ·

Una mirada

Hacia algún lado.

 

El tiempo pasa, las vacaciones terminaron y el colegio ha comenzado. Por fín un poco de rutina en nuestras vidas. Es curioso pero siempre que acaba el curso tengo ganas del descontrol alocado y los cambios horarios, de no mirar el reloj para nada pero después de tres meses de alocado descontrol, se agradece un poco de organización.

 

Mis hijas se hacen mayores. Lo noto sobre todo cuando las veo en fotos, más maduras, más grandes, más mujeres. Es dificil describir lo que se las quiere y lo importantes que son en mi vida, son el motor de todo.

Marta
Ver anterior | reciente

Últimas entradas